Ir al contenido principal
BLOG

6 preguntas sobre ESG respondidas: ¿Qué es la elaboración de informes ESG y cómo está cambiando?

Sostenibilidad
Elaboración de informes financieros
ESG
Empezar
Informes según el FEUE
workiva-esg-faq
6 min. de lectura
Publicado: 20 de julio de 2021
Última actualización: 29 de agosto de 2022

La necesidad de informar con precisión sobre datos medioambientales, sociales y de buen gobierno (ESG) es cada vez más importante. A pesar de las normativas existentes en la Unión Europea (UE), todavía existe confusión sobre qué se debe incluir exactamente en los informes ESG. 

Las nuevas propuestas de la Comisión Europea sobre una directiva sobre presentación de información corporativa en materia de sostenibilidad (CSRD) buscan abordar esta cuestión. Pero ¿por qué, y cómo, está cambiando la forma de informar sobre los criterios ESG? ¿Qué empresas se verán afectadas? ¿Y qué conlleva para su negocio? 

Los informes ESG revelan datos no financieros que fomentan que las empresas se responsabilicen de cuestiones de interés ético. En concreto, estos informes demuestran los esfuerzos que realizan las empresas por reducir las emisiones derivadas del uso de energía, luchar contra el cambio climático, aumentar la eficiencia en la gestión de los residuos, mejorar la salud y el bienestar de los empleados, apoyar la diversidad, la equidad y la inclusión (DEI), ejercer un impacto en la comunidad en general, garantizar una remuneración justa de los ejecutivos, además de otras preocupaciones. 

Las empresas con sólidos desempeños ESG se han beneficiado de sus esfuerzos. McKinsey and Company apunta a cinco formas en que los criterios ESG generan valor: reduciendo los costes (al reducir el consumo de energía y de agua), disminuyendo las intervenciones normativas y legales, impulsando la motivación de los empleados y un aumento en la productividad, optimizando las inversiones a largo plazo y ofreciendo oportunidades de crecimiento de los ingresos. 

Este último punto —el potencial de crecimiento de los ingresos— se ha visto reforzado por nuestra reciente encuesta a inversores particulares, que reveló que el 50% de los inversores británicos, el 66% de los inversores alemanes y el 66% de los inversores franceses creen firmemente que sus principios deben estar alineados con una empresa antes de invertir en ella.

Los informes sobre criterios ESG no son nuevos; las organizaciones dentro de la UE ya se han erigido como líderes globales en materia de ESG. En cierto modo, este progreso puede derivarse de la introducción de la Directiva sobre la divulgación de información no financiera (NFRD) en 2017. No obstante, la NFRD también ha recibido críticas generalizadas tanto por parte de inversores como de empresas. Creen que el marco de presentación de información NFRD no ofrece suficiente transparencia ni suficiente garantía; no les gusta que el término «no financiero» implique que no haya relevancia financiera en los datos ESG y, en última instancia, no confían en los datos que aparecen en los informes. 

Estas críticas constituyen los principales catalizadores de las nuevas propuestas de la Comisión Europea para la CSRD. Así, los datos financieros y no financieros estarán indisolublemente vinculados. 

La principal repercusión de la CSRD se sentirá en las tareas del director financiero. Los criterios ESG solían ser una preocupación para los equipos de sostenibilidad o comunicación corporativa. Pero cuando las propuestas se aprueben, en su caso, entrarán en el proceso de elaboración de informes anuales. La CSRD hará que las finanzas y la sostenibilidad converjan, ya que los criterios ESG se están fusionando con el Formato Electrónico Único Europeo (FEUE). A continuación presentamos los puntos principales de las propuestas de la Comisión Europea: 

  • Los requisitos de divulgación de información sobre sostenibilidad de la UE se ampliarán a todas las grandes empresas y a todas las empresas cotizadas (excepto a las microempresas cotizadas)
  • Las auditorías externas (seguros) de la divulgación fundamentada (garantía "limitada") serán obligatorias
  • Los parámetros sobre los datos que se comunican serán más específicos, ya que las empresas deberán informar según las normas obligatorias de la UE en materia de sostenibilidad
  • La divulgación según la CSRD probablemente forme parte del informe financiero anual

En la práctica, esto conlleva que el director financiero y su equipo tendrán que recopilar y analizar datos de una serie de fuentes diversas y dispares. Dado que los datos no financieros se encuentran directamente junto con los datos financieros, resulta fundamental que los procesos de elaboración de informes dejen de gestionarse de forma aislada. 

Históricamente, la historia comunicada por las empresas sobre su condición y éxito ha dependido casi por completo de la información financiera. Ahora, los datos ESG incorporarán más profundidad. Las organizaciones que puedan comunicar con claridad y precisión sus nuevas descripciones mejoradas se diferenciarán frente a sus competidores.  

Cuando el director financiero empiece a pensar en cómo reconstruir sus procesos de elaboración de informes anuales antes de que la CSRD entre en vigor, debería hacerlo con algunas prioridades firmes: 

1. Establecer una cobertura del proceso de principio a fin

Resulta fundamental que el director financiero tenga visibilidad sobre la totalidad del proceso de elaboración de informes anuales ampliado. Necesitan un elevado grado de control para tener confianza en los datos presentados en su informe final. Si centralizan el proceso y trabajan desde una única plataforma, podrán hacer un seguimiento completo de todos los datos y los cambios relacionados con ellos, desde que los datos entran por primera vez en el sistema hasta que finalizan sus informes. 

2. Recopile y conecte cualquier dato, desde cualquier lugar 

Asimismo, deben confiar en su capacidad para acceder a estos nuevos datos. Se trata de datos que se generan por parte de equipos no financieros y que podrían estar repartidos por múltiples oficinas. Al centralizar la recopilación de datos, el director financiero puede garantizar la coherencia de los datos que necesita para elaborar informes preparados para los inversores. 

3. Desarrolle flujos de trabajo colaborativos 

El proceso de elaboración de informes anuales ya es bastante complicado, y añadir nuevos datos, nuevos equipos y nuevas oficinas no hace sino aumentar esta complejidad. Al crear procesos de colaboración, el director financiero eliminará muchas pérdidas de tiempo, reducirá la necesidad de arduas comprobaciones finales y mejorará el trabajo en equipo entre departamentos.   

Estos cambios afectarán directamente a casi 50.000 empresas en la UE. En la actualidad, únicamente 11.000 empresas están sujetas a los actuales requisitos de la Directiva NFRD. 

Resulta importante destacar que se trata de una directiva solo para la UE. Ahora que el Reino Unido ha abandonado la UE, las empresas de este país se centran en el mandato de la Task Force on Climate-related Financial Disclosures (TCFD). Si bien se espera que las propuestas del CSRD estén alineadas con las expuestas en el TCFD, el eventual mandato específico para el Reino Unido solo se centrará en la divulgación de datos relacionados con las preocupaciones medioambientales. 

Existen algunos pasos previos antes de que las empresas de la UE deban garantizar el pleno cumplimiento del mandato. Una vez se cierre la propuesta y se reciban los comentarios, el Parlamento Europeo y los Estados miembros del Consejo negociarán un texto legislativo final.

Al mismo tiempo, el EFRAG (European Financial Reporting Advisory Group) empezará a trabajar en un primer conjunto de estándares preliminares de divulgación sobre sostenibilidad. Su objetivo es tenerlos listos para mediados de 2022. La fecha de entrada en vigor del mandato depende de la rapidez con la que el Parlamento Europeo y el Consejo puedan avanzar en sus negociaciones. 

En este momento, las empresas tienen la oportunidad de prepararse para el cambio. Tienen tiempo suficiente para repensar sus procesos de elaboración de informes anuales para poder recopilar y analizar con confianza los datos de los equipos con los que pueden haber tenido una interacción limitada en el pasado. Si se toman el tiempo ahora para aumentar su agilidad, desarrollar capacidades de gestión en tiempo real y mejorar la integración en todo su ecosistema, podrán gestionar estos requisitos adicionales con facilidad. 

Más información sobre cómo se utiliza Workiva para fusionar los datos ESG y FEUE.

También le podría interesar

El registro online no está disponible actualmente.

Envíe un correo electrónico a events@workiva para registrarse en este evento.

Nuestros formularios están actualmente inactivos.

Póngase en contacto con nosotros en info@workiva.com

Nuestros formularios están actualmente inactivos.

Póngase en contacto con nosotros en info@workiva.com